Cuando acudimos a un espacio de trabajo para realizar nuestra labor profesional, una de las razones por las que lo hacemos (entre otras muchas) es ser más productivos.

No hay nada peor que llegar al fin de nuestra jornada laboral y volver a casa con la sensación de que no hemos hecho todo lo que teníamos pendiente, o incluso en algunos casos, llevarnos el trabajo a casa. Por ese motivo, lo mejor es realizar algunas buenas prácticas como las que vamos a dejarte aquí.

Si quieres saber cómo ser más productivo en tu espacio de trabajo, sigue leyendo. Seguro que estos consejos te son de gran utilidad.

Cómo mejorar nuestra productividad en el espacio de trabajo

Para ser más efectivos y que nuestra jornada sea más eficiente, basta con seguir algunas pautas.

Planificación, planificación y planificación

No es por ser repetitivos, pero la planificación en tu espacio de trabajo es fundamental. Lo primero que debes hacer es organizar el día, clasificando las tareas que tienes que realizar en base a su urgencia. Haz lo más importante lo primero, y de esas, prioriza las que sabes que te van a costar más trabajo, para que luego no llegues a ellas con cansancio acumulado.

Recuerda que la primera cosa que debes hacer es planificar bien tu día.

Crea una rutina de trabajo que puedas seguir

Aunque parezca que no, cuando estás en un espacio de trabajo, aunque estés libre de distracciones (que nunca lo estás) es buena idea crear una rutina de trabajo. Por ejemplo, podemos establecer que las videoconferencias y reuniones de equipos son los viernes a las 12, o que contestas emails a primera hora de la mañana. De esta forma, las distracciones se verán bastante más reducidas.

Evita las llamadas innecesarias

Cuando estamos trabajando necesitamos estar concentrados, y una llamada inesperada nos puede sacar completamente de lo que estamos haciendo. Por eso, lo mejor es dejar un tiempo para atender esas llamadas. Si alguien llama fuera de ese periodo, pide que alguien atienda la llamada y que deje la nota que sea.

Que tus reuniones sean productivas

¿Cuántas veces has estado en reuniones interminables, que se alargan hasta la eternidad? Y esas reuniones tal vez, podrían haber sido un email… Esto hace que tu productividad caiga hasta límites insospechados.

En lugar de esto, ¿por qué no preparar bien las reuniones, con un índice de los temas a tratar en la sala de reuniones de tu espacio de trabajo? De esta forma, te aseguras de que se tratan los temas que hay que tratar. Nada de distracciones

El silencio es clave

Hay veces que el ruido no nos deja trabajar en casa, y por eso acudimos a un espacio de trabajo. Asegúrate de que en el tuyo el silencio reina y te permite a ti y a tu equipo trabajar con tranquilidad y que hace fácil la concentración.

En TRBC tienes a tu disposición espacios de trabajo perfectos para ti. ¿Por qué no vienes a conocernos?